La definición técnica de elastómero es la siguiente: material que a temperatura ambiente se puede alargar al menos dos veces su longitud original y que vuelve rápidamente a ella cuando cesa la fuerza de expansión original.
Todos los materiales que tienen este comportamiento se suelen llamar «gomas».
Los elastómeros pueden ser naturales o sintéticos.
Los sintéticos se elaboran mediante polimerización de hidrocarburos (estireno o butadieno).
La goma natural se obtiene de varias plantas por ejemplo del árbol Hevea Brasiliensis.
Normalmente se vulcaniza.
Es un proceso donde se añade azufre para dar mayor resistencia y elasticidad.
La goma natural tiene la propiedad de adherirse de modo firme al acero, cualidad importante para su aplicación en neumáticos.
Su envejecimiento es relativamente rápido lo que favorece el empleo industrial de las gomas sintéticas, con preferencia sobre las naturales.
Los elastómeros forman largas cadenas, en forma de espiral, estructura característica que explica su elasticidad.
La goma natural de más calidad se obtiene coagulando el látex del árbol Hevea Brasiliensis, originario de la cuenca del Amazonas, pero que hoy se cultiva en el Sudeste asiático.

Los elastómeros se usan en la industria aeroespacial en todas las zonas que deben permanecer herméticas, gracias a su facilidad para interponer y mantener el sellado a pesar de deformarse.

Así, ventanillas, parabrisas, tuberías de fluidos (tuberías flexibles) de mazos eléctricos que atraviesan compartimentos presurizados etc., son zonas de aplicación a bordo de los elastómeros.

 

Consideraciones térmicas de los Elastómeros.

En lo que se refiere a las gomas naturales hay que decir que tienen una banda térmica de empleo de 50 a 80 ºC.
Por otra parte hay elastómeros que se adaptan a condiciones de servicio a muy baja y muy alta temperatura a condiciones de servicio a muy baja y muy alta temperatura.

foto:Goma natural Extracción del látex del árbol Hevea Brasiliensis
El látex es una mezcla que contiene agua en suspensión ceras grasas y diversas resinas.

Por ejemplo, el elastómero de polibutadieno es particularmente adaptable a baja temperatura (banda entre 100 a +93º C ), mientras que los perfluoroelastómeros llegan hasta 315 ºC máximo.
En todo caso, las condiciones de trabajo a baja temperatura han de cuidarse por la tendencia de los elastómeros a cristalizar y volverse frágiles.

Fallos en los elastómeros.

Los elastómeros fallan como resultado de acciones químicas y o por daño mecánico.
La última es obvia y no se comenta
El ataque químico produce la hinchazón o engrosamiento del material y disminución de su resistencia a la tracción.
El engrosamiento se debe a la absorción de productos en contacto, especialmente con líquidos orgánicos.
Las características de absorción de humedad y otros agentes varían entre elastómeros.
Antes de citar los agentes de degradación de los elastómeros conviene distinguir impregnación y absorción.
Algunos elastómeros, como los fluorocarbonos, se impregnan fácilmente pero tienen escasa absorción.
Impregnación es un proceso superficial mientras que la absorción implica agregación de materia de otro cuerpo.
Está relacionado con la permeabilidad del material.
La tasa de permeabilidad de los elastómeros aumenta con la temperatura de trabajo.

Los elastómeros se degradan al aire libre por la acción del ozono, oxígeno y luz solar.
Los tres agentes afectan de manera importante a sus propiedades y a su aspecto de este modo:

 

  • Agrietamiento superficial.
  • Pérdida o desvanecimiento del color.
  • Pérdida de resistencia a la tracción.
  • Pérdida de sus dimensiones originales.