Los procedimientos de inspección estructural hacen referencia a términos de defectos que, a veces, por presen­tarse en idioma inglés, no se identifican con facilidad.

Por ello introducimos estos términos en este momento, como referencia.

La experiencia del técnico de mantenimiento dictamina, al final, dónde encaja el defecto que contempla.

-Ampolla

Es un abultamiento que aparece por debajo de la superfi­cie de una pieza.

Por lo común representa un defecto inhe­rente, que se produce en la obtención del material o de la pieza.

-Arañazo

Es una huella poco profunda que se ha producido en la superficie del material, bien por arrastre o por abrasión.

 

-Copo

Los copos son fisuras internas del material, normalmente onduladas.

 

 

Se suelen producir en piezas forjadas de de granandes dimensiones por diversas causas, por ejemplo enfriamiento muy rápido uma vez que el lingote ha sido forjado.

 

-Cuarteado

Roturas superficiales visibles. Se producen normalmente por mecanizado inadecuado, o por velocidades de mecani­zado del material muy altas, también es el caso de enveje­ cimiento en los plásticos acrílicos.

 

-Grieta

 

Es una fisura estrecha y profunda que tiene normalmen­te forma de V.

Las grietas pueden ser:

Grietas abiertas, que aparecen al exterior de la pieza y se detectan con facilidad.

Grietas de contracción.

Se originan siempre durante la fase de enfriamiento de un material, bien en su obten­ción o cuando se somete a tratamiento térmico.

Las grietas de contracción se suelen presentar alineadas con el eje de la pieza cuando provienen de forja o de laminación.

Grietas por fatiga. Se inician en un punto de la super­ficie de la pieza y progresan en línea recta o en secto­res centrados a partir del punto de incubación.

El exa­men de una pieza con fractura por fatiga revela zonas de rotura especular, muy lisas.

La grieta por fatiga es la más común en la estructura de las aeronaves.

Grietas por hidrógeno. Se conocen también con los nombres de grietas de decapado y grietas de electro­ deposición, por el hecho de que aparecen como con­ secuencia de la inmersión de las piezas en los baños electrolíticos.

El hidrógeno que se desprende en estos baños se introduce en las piezas y las vuelve frágiles, apareciendo grietas en forma de red, de tramos cortos.

Grietas de mecanizado. Se deben a la acción de las herramientas sobre las piezas.

Se producen normal­mente porque se intenta un corte con una herramienta poco afilada o embotada, originando una grieta en dirección perpendicular al movimiento de la herra­mienta de corte.
Grietas de soldadura. Se producen por las tensiones que se originan entre las zonas calientes y las próxi­mas, de menor temperatura, de la soldadura.

• Grietas no abiertas. Son grietas que no aparecen al exterior, de tal manera que su detección mediante ins­pección visual es poco probable y precisan de ensayos de inspección no destructiva.

-Inclusiones

Son defectos internos debidos a impurezas no metálicas.

 

Poro

Agujero u oquedad pequeña producida por los gases que se desprenden durante la solidificación del material.

-Abolladura

Marca o huella encontrada por lo general en ambos lados de una chapa metálica.

Su origen es muy diverso, es defec­to muy común.

-Abrasión

Erosión superficial causada por pequeños movimientos entre dos piezas que están firmemente unidas.

Cuando la erosión es severa hay un término inglés especial: se deno­mina «galling».
-Astillado
Se trata del arranque de material producido por un objeto que se desplaza sobre otro más blando, de menor dureza.

-Muesca

Depresión profunda, normalmente estrecha y en forma de «V», causada típicamente por la incorrecta manipula­ción de una herramienta o útil sobre una pieza.